Kamala Harris se ha convertido en la primera vicepresidenta de Estados Unidos con los votos emitidos en estas elecciones al Partido Demócrata. Como ya os avanzamos en el encuentro de Twitter el pasado 27 de octubre, tras el recuento electoral, Harris es la primera mujer negra y asiática que ostentará el cargo de vicepresidenta del país americano

El pasado 11 de agosto, Joe Biden anunció a los demócratas a través de un mensaje de texto que había elegido a Kamala Harris como compañera en su candidatura a la Casa Blanca para vencer a Donald Trump. Un anuncio que se esperaba desde que, en marzo, ya advirtiera en Twitter que su número dos sería una mujer. 

Ferraro y Palin, las dos mujeres candidatas a la vicepresidencia de Estados Unidos antes de Harris

Hasta este 2020, sólo se habían presentado dos candidatas a la vicepresidencia del Gobierno estadounidense: Geraldine Ferraro, en el año 1984 y Sarah Palin en 2008. 

En 1984, el candidato demócrata Walter F. Mondale presentó a Ferraro como la primera candidata a la vicepresidencia de los Estados Unidos. Sin embargo, su candidatura no tuvo éxito porque Mondale y Ferraro perdieron contra el candidato republicano a presidente de EEUU, Ronald Reagan, y su vicepresidente, George H. W. Bush

Además, en esa época, no había ninguna senadora ni gobernadora, y apenas había cuatro mujeres congresistas. Actualmente, a diferencia de 1984, en la Cámara de Representantes hay un total de 101 mujeres y 26 senadoras

Por su parte, el senador John McCain eligió a Sarah Palin como candidata a la vicepresidencia del país en 2008. Era la primera mujer republicana en ostentar este cargo. Pero, en esta ocasión, el partido republicano fue derrotado en las urnas por la candidatura de Barack Obama.

Clinton, la primera candidata de uno de los grandes partidos a la presidencia de Estados Unidos

Hace cuatro años, los estadounidenses también tuvieron la oportunidad de votar a la primera mujer candidata a la Casa Blanca por el partido demócrata, Hillary Clinton. En un mitin celebrado en junio de 2016, Clinton explicó que “por primera vez en nuestra historia, una mujer será elegida como candidata presidencial por uno de los mayores partidos políticos”. Aunque su pionera candidatura no fue suficiente para arrebatar a su rival Donald Trump el puesto como presidente de EEUU.

Clinton no era la primera mujer candidata a la presidencia de los Estados Unidos, pero como ella misma explicaba sí era la primera que lo hacía desde uno de los dos grandes partidos, el partido demócrata. Anteriormente, otras mujeres, como Victoria Woodhull, en 1872, o Belva Lockwood, en 1884, habían aspirado a liderar la presidencia de los Estados Unidos, abriendo el camino a Clinton. 

En 2019, la senadora estadounidense Kirsten Gillibrand, una de las candidatas más feministas a las primarias del partido demócrata, anunció en Twitter que se retiraba de la carrera y que no participaría en el debate del partido. “Creo que es importante aceptar cuándo no es tu momento, y saber cómo puedes ayudar mejor a tu comunidad y a tu país”, afirmó Gillibrand en el vídeo compartido.


Primera fecha de publicación de este artículo: 06/11/2020